21 de febrero de 2012

DORMITA



dormita el deseo
entre los laberintos de la ceguera
el cansancio roza el recuerdo
y con levedad se aposenta
entre los pliegues nocturnos

en este umbral de lo perdido
pregunto por la extravío de un instante
que va con lentitud
al encuentro del olvido



Safe Creative #1202191107769
*

12 divagaron conmigo:

Fénix dijo...

La belleza de tus locuras no hacen sino demostrar, que en este mundo de falsa cordura son los considerados locos quienes marcan la diferencia. Todavía he de encontrar poemas capaces de estremecer mi alma con la misma intensidad que los tuyos. Un abrazo y que nunca pierdas esa estrella que ilumina tus escritos.

José Manuel dijo...

Como siempre en pocos versos puedes llegar a impresionar, por la intensidad de tus poemas.
Quiero felicitarte tambien por la fotografía, me gusta mucho.

Besos

Sir Bran dijo...

A veces dormita... y otras se muestra tan despierto... como ávido de nuevas expresiones.
El deseo tiene esas comnotaciones por que suele conversar con nuestras más calladas emociones.
Siempre un placer sentir tus letras.
Besos.

Catalina Zentner dijo...

Deliciosas locuras, las tuyas, María, que conviertes en versos delicados.
Abrazos,

Fénix dijo...

Mil de nadas, pues no escribo por complacer, sino por expresar lo que siento: un profundo respeto y admiración por esas locuras que tanto me inspiran. No suelo comentarte demasiado, puesto que nunca sé que decir ante tales poemas, pero siempre me han hecho sentir que aún me queda un largo camino por recorrer. Gracias a ti por esa pequeña llama que enciendes en nuestros corazones.

elisa...lichazul dijo...

hay extravíos que llevan a buen puerto

besitos y luz

Adolfo Payés dijo...

Cuanto tiempo sin acercarme a tu espacio, y disfruto de tu poesía amiga..

Un abrazo
Saludos fraternos...

Marisa dijo...

Bendito deseo
que se mantiene latente
mas allá del olvido.


Un gran abrazo.

calmA dijo...

Perdona María por tardar tanto en contestar tus comentarios, tienes un bello blog, gracias por dejar huella, un beso

Igna dijo...

El encuentro con el olvido es como reencontrarse con uno mismo, en lo profundo, donde no quisiéramos y siempre llegamos, son innatos.
Besos María.

Elizabeth dijo...

El recuerdo sueña cuando el olvido despierta. Partituras de viento para ser tocadas por quienes juntos nacieron. Besos.

qui sap si... dijo...

Ja només queda el punt fosc
per on has marxat,
i creix com l’angoixa
del no saber res,
i tot és fosc,
com so fos cec,
com si t’haguessis
emportat l’ànima
i em deixa inert
la teva absència,
com una nit
que lentament
s’estén fins
que l’ànim és negre i silent.
Obscur i mut
fins que no tornen
els teus mots
a entrar en mi,
fins a l’ aleshores,
tot és oblit.