5 de junio de 2012

RESTOS

Marilyn Monroe - 1950



busco los restos de la palabra
lo sutil de los vocablos
el frágil aliento busco
trazo primero de un pincel
amaneciendo los días

sus letras son ahora
el doble filo que rasga
la niebla que enturbia la mirada
es el roto de un roce
la caricia desgajada

y aquel poema musitado
aquel amoroso trazado
que besaba el claro del alma
se ocultó sin haber nacido


Safe Creative #1206031751914
*

11 divagaron conmigo:

De cenizas dijo...

El tiempo cambia el filo de las palabras y allí donde acariciaban ahora hieren....


besos

Igna dijo...

Siempre es la palabra fuerte pronunciada con amor, con aliento, hay veces que buscamos en los otros, lo que nosotros mismos poseemos, y sin embargo es complicado encontrar dos seres con los mismos sentimientos, tal vez porque no residen en el aliento fugaz, residen en lo profundo del alma.
Y si alto es el cielo, llegamos a visionarlo tanto despiertos, tanto en sueños.
Nunca nada residió tan cerca a nuestros ojos.
Besos Maria.

Marisa dijo...

Quiero posar los ojos
en todo lo bello que abarcan
espantar la bruma turbia,
los miedos y los fantasmas
que dañan el corazón
y que mustian la mirada.

Para tí con todo mi cariño.

Un beso

José Manuel dijo...

Todo puede llegar a cambiar cuando los sentimientos dan paso a las brumas del olvido. Las palabras ya no suenan igual.

Besos

lichazul dijo...

la palabra es fuente de reflejos y emociones a veces nítida , a veces turbia

besitos y luz

TriniReina dijo...

Suele suceder con los poemas musitados y con amor silenciado...
Que no nacen

Besos

Gloria Reyna dijo...

Soberbio poema, menos mal que buscabas los restos ...
Un abrazo

Oréadas dijo...

El poema que no nace se enrraiga en el alma, hasta que irrumpe sin medida.
Besitos

ELIzabeth dijo...

La belleza te lleva de la mano hasta los últimos rincones de la verdad María querida.

AnaR dijo...

El tiempo es causal.En la memoria...

Abrazos

qui sap si... dijo...

Trenco de nou els versos
que de nit vaig fer per a tu,
i ara el llapis perfila
el contorn del rostre
que encara recordo
fins i tot en la foscor.
Em fereix recordar
els mots apassionats
que vaig retallar pensant en tu,
i les gotes
que em sagna el cor
cauen sobre els ulls
de carbó que em fiten
des del full blanc.
Cauen com gallons els records
que m’unien en aquell passat somniat,
ara tant poc veritat,
com els somriures
que faig a l’aire esperant
que algú els veiés.
Tornaré a escriure vells versos,
que potser de nou trencaré,
i repassaré el contorn
del teus ulls molls
de gotes,
que el meu cor
plora per tu.